logotipo de CADO

























Certificación Orgánica

La certificación orgánica para el alcohol de CADO es de BCS Öko Garantie GmbH, una certificadora orgánica respetada a nivel mundial con sede en Alemania.  Ecuador ya tiene sus propias normativas orgánicas, y las empresas aquí pueden elegir cualquier certificadora internacionalmente aceptada y reconocida aquí para certificarlas con las normativas orgánicas nacionales e internacionales. 
CADO fue certificado orgánico como una agrupación de productores por primera vez en 2005 y mantiene su certificación orgánica de BCS Öko Garantie GmbH, cumpliendo con las normas orgánicas para Europa y los EE.UU. bajo las normas y reglas de USDA / NOP (CE) no. 834/2007 y (CE) no. 889/2008.  (Nota: actualmente la certificación orgánica está expirada, desde Marzo 2016, debido a retos logísticas, pero la inspección para recertificación está programada para el mes de Febrero 2017). También tenemos certificación orgánica baja las normativas ecuatorianas.  BCS es una certificadora orgánica alemána que está acreditada en el Ecuador y reconocida como uno de los pioneros en sistemas de control de procesos certificados bajo estos reglamentos orgánicos. 
El conocimiento de los agricultores de las cuestiones ambientales, desarrollado en esta zona por CRACYP, la ONG detrás de CADO, es muy importante, pero los certificadores orgánicos también evalúan muchas otras cosas.  Los registros llevados por los productores, el manejo de residuos, la cantidad de árboles por hectárea, la presencia de otras plantas (por ejemplo, frijoles) para mantener la calidad del suelo, y la cantidad y calidad del agua utilizada en la destilación  - todos estos parámetros se toman en cuenta. 
La certificación orgánica incluye no sólo el cultivo orgánico de la caña de azúcar, sino también la transformación del producto terminado.  Después de que el alcohol sale de las fincas de CADO, todos los aspectos de procesarlo para convertirlo en alcohol puro para los perfumes, o mezclarlo con otros ingredientes de alta calidad para licores, también tienen que cumplir con los reglamentos orgánicos.  CADO colabora con sus proveedores para asegurar que todos los procesos y los ingredientes son de alta calidad y adecuados para la certificación orgánica. 
La agricultura sin agroquímicos es tradicional en esta zona, pero la certificación orgánica es mucho más que simplemente cultivar sin químicos. La ONG CRACYP capacitó a los agricultores en mantenimiento de registros, manejo de la tierra y otros aspectos de la agricultura orgánica, y facilitó el acceso a otras instituciones de desarrollo que ofrecieron apoyo antes y durante el proceso largo de certificación orgánica. 
Los socios de CADO no pueden descansar - certificación orgánica tiene que ser renovado cada año, por lo que están constantemente tratando de mejorar el manejo orgánico de las plantaciones de caña de azúcar.  CADO sigue creciendo, y los nuevos miembros ya deben haber convertido a la agricultura orgánica y cumplir los requisitos para la certificación. 
El respeto por el medio ambiente y para la salud de los trabajadores son componentes importantes de la certificación de comercio justo, de modo que cumplir con los requisitos para la certificación orgánica ayuda a los agricultores CADO para operar también sobre una base del comercio justo.  Es importante destacar que en esta zona de extrema pobreza, además de la preservación de la tierra para las futuras generaciones, las familias agrícolas de CADO están ganando un mejor precio por su alcohol gracias a la certificación orgánica.

Certificación orgánica para el alcohol, etanol, licores y otros productos de CADO -
nuestro alcohol es certificado orgánico por BCS Öko Garantie de Alemania, una certificador orgánica internationalmente reconocida,.
Logotipo de CRACYP logo - un árbol con una estrella
BCS Öko-Garantie logotipo
Quemando bagaso como combustible para destilar alcohol orgánico
Plantaciones de caña de azúcar con certificación orgánica
Asegurando que la tecnología cumple con las normas de la certificación orgánica
Capacitación para cañicultores para la certificación orgánica
Los precios justos gracias a la certificación orgánica significan una mejor calidad de vida para los productores